¿Cómo Usar La Aromaterápia?

La enorme variedad de aceites esenciales en el mercado puede confundir a quienes se inician en la aromaterápia. Existe también la dificultad de que algunos aceites son extremadamente caros.

Esto se debe en buena medida a la cantidad de materia prima que se necesita para producir aunque sea una muy pequeña cantidad de aceites esenciales.

Por ejemplo, se necesitan alrededor de 60,000 rosas para producir una onza de aceite de rosa y 250,000 jazmines para una onza de aceite de jazmín. Sin embargo también es cierto que podemos comenzar a explorar la aromaterápia y recibir muchos de sus beneficios con tan solo unos pocos aceites esenciales de costo relativamente módico como lavanda, melaleuca, menta, rosemary, cítricos (limón, toronja, lima, naranja), y geranio.

Precauciones

Las mujeres embarazadas deben evitar aceites como el de albahaca, ciprés, hisopo, mejorana, pirola, toronjil, salvia y tomillo.

Nunca ingiera aceites esenciales sin la supervisión de un profesional de la salud calificado.

Pruebe los aceites esenciales en un área pequeña de la piel antes de aplicarlo extensamente. Esto es especialmente importante en el caso de personas que poseen una piel muy sensitiva o que padecen de alergias en la piel.

No sature con aceites esenciales, ya sea por medio de un difusor o por cualquier otro método, el aire de una habitación en la que haya niños pequeños a menos que utilice aceites sumamente diluidos.

Mantenga los aceites esenciales fuera del alcance de los niños.

Algunos de los Principales Aceites Esenciales

Eucalipto (Eucaliptus globulus, ing. Eucalyptus)

- Alivia la congestión nasal. Posee propiedades antisépticas. Especialmente útil contra gérmenes presentes en el aire. Muy bueno para usarse en difusores y atomizadores o para friccionarse en la piel cuando se padece de catarro o gripe.

Lavanda (Lavandula angustifolia, Ing. Lavender)

- El más conocido de los aceites esenciales. Posee propiedades calmantes, antisépticas y analgésicas Se aplica sobre cortaduras, quemaduras y picadas de insectos. También ayuda en casos de dolor de cabeza, insomnio, estrés, depresión, nausea, dolores musculares y de la menstruación.

Precauciones - se debe tener cuidado con su uso interno ya que en dosis altas puede causar ansiedad e incluso, en algunas personas, convulsiones.

Manzanilla (Matricaria recutita, Matricaria chamomilla, ing.Chamomile)

- Reduce los estados inflamatorios de la piel y el dolor causado por la artritis. Alivia algunos síntomas de alergia. Útil en el tratamiento de problemas digestivos. Ayuda a aliviar el estrés, el insomnio y la depresión. Existe otra variedad conocida como manzanilla romana (Anthemis nobilis) que es menos común pero que tiene propiedades muy parecidas.

Melaleuca (Melaleuca alternifolia, Ing. Tea tree)

- Antiséptico no irritante. Aplicado sobre la piel actúa contra bacterias, virus y hongos. Combate los catarros, la sinusitis y la bronquitis al igual que diversos problemas de la piel tales como acné, oicaduras de insectos y quemaduras. Ayuda a controlar infecciones vaginales y de la vejiga.

Menta (Mentha piperita, Ing. Peppermint)

- Estimulante mental. Para aliviar malestares estomacales se puede añadir una gota de menta mezclada con una cucharadita de miel a una taza de te. También se puede colocar una gota en la lengua para aliviar mareos y náuseas.

Romero (Rosmarinus officinalis, Ing. Rosemary)

- Empleada en el cuidado de la piel. Activa el metabolismo de la capa externa de la piel y estimula la regeneración celular. Para heridas y barros se puede aplicar una gota directamente sobre la piel. Ayuda a eliminar toxinas. Posee propiedades diuréticas y antisépticas. Estimulante, ayuda a aumentar la sensación de energía y a combatir la depresión. Descongestiona el pecho. Ayuda a aliviar problemas digestivos y de gases intestinales.

Tomillo (Thymus vulgaris, Ing. Thyme)

- Los egipcios lo empleaban en la preparación de ungüentos para embalsamar. Posee poderosas propiedades antimicrobianas. Ayuda en casos de tos y laringitis. Combate las infecciones de la piel y la vejiga. Puede ayudar a expeler parásitos intestinales. Alivia el dolor de las coyunturas. Alivia los gases intestinales y la diarrea.

Precauciones - Al usarlo en fricciones y lavados sobre la piel es necesario diluirlo ya que puede ser irritante. No se debe emplear por embarazadas ni personas que padezcan de hipertensión arterial. Usar internamente sólo bajo supervisión profesional.

Ylang-ylang (Ing. Ylang ylang)

- Posee tanto propiedades estimulantes como sedantes.. Ayuda en casos relacionados con el estrés como hipertensión arterial, depresión e insomnio. Útil en casos de piel grasosa y acné. Precaución. Su uso excesivo puede causar dolores de cabeza y náuseas.

Las plantas han sido empleadas para aliviar los males de la humanidad desde tiempos inmemoriales. El conocimiento sobre las plantas y sus efectos curativos se acumuló durante muchos milenios y nuestro cerebro, posteriormente pasó a ser parte integral de sistemas y tradiciones curativas como el ayurveda en la India, la medicina tradicional china o las tradiciones curativas de los indios norteamericanos. La cantidad de plantas con propiedades curativas es tal que nadie puede dominar la totalidad del conocimiento de esta materia.

Los sanadores tradicionales de numerosas culturas por lo general conocen los usos de cientos de plantas oriundas de su país o región, pero no conocen las plantas oriundas de otras regiones.

De cualquier modo, en nuestros días quedan pocos de estos sanadores tradicionales por lo que el conocimiento profundo de las propiedades curativas de muchas plantas corre el riesgo de perderse.

Plantas medicinales

Otro problema es el de la acelerada destrucción de los bosques que ha eliminado, y continua eliminando, numerosas especies de plantas que poseen propiedades medicinales. Esto a pesar de los esfuerzos de algunos gobiernos y organizaciones ambientalistas por protegerlas.

A pesar de estos problemas, hoy tenemos varias ventajas sobre los sanadores tradicionales de la antiguedad. Los modernos sistemas de comunicación y transporte han logrado que en lugar de estar limitados a las especies de plantas que crecen en nuestra región, podamos aprovecharnos del acceso a plantas y remedios basados en plantas de otros países y tradiciones lejanas.

Hoy podemos emplear remedios que antiguamente eran empleados y conocidos únicamente en China, la India, la islas del Pacífico, entre los indios suramericanos o los indios norteamericanos. Esto ha conducido a lo que muchos han llamado una herbología planetaria.

Por otra parte el estudio científico moderno de las propiedades curativas de las plantas promete descubrir propiedades que incluso van más allá de los usos tradicionales conocidos. Sin embargo, la falta de incentivos para este estudio ha sido hasta ahora un escollo formidable.

Las compañías farmacéuticas que cuentan con los recursos monetarios para llevar a cabo dichas investigaciones no se sienten motivadas a hacerlo debido a la imposibilidad de patentar y adquirir derechos exclusivos para la comercialización de cualquier planta.

No obstante, algunas universidades y entidades gubernamentales han comenzado a responder al clamor y a la necesidad de estudios científicos sobre las propiedades curativas de las plantas.

Examinemos algunas de las más conocidas plantas medicinales y lo que sabemos sobre sus propiedades curativas.

Esta sección se irá expandiendo. Periódicamente agregaremos nuevas plantas e incorporaremos los más recientes datos aportados por la investigación científica.

Sobre el autor:
saludparati.com